jueves, 5 de abril de 2012

¿Hay alguna diferencia entre la inquisición y el sistema educativo español?

Como padre de niño con TDAH, siempre me he preguntado cual es la diferencia entre la Inquisición que tanto criticamos en su día, y el sistema educativo español, y la verdad es que consigo ver muy muy pocas diferencias.

Siempre he pensado que somos una sociedad, y que toda sociedad debe de organizarse de tal forma que consigamos crear una espiral de crecimiento continuo en el conocimiento y bienestar de todos sus individuos. En esa espiral, cada individuo tiene su rol, y aporta su granito de arena, pero lo importante es que caben todos. Y en el proceso inicial del individuo es donde entra o debería entrar el sistema educativo, que es donde se le explica y enseña al individuo como es la sociedad y el rol que desempeñamos o van a desempeñar. Y la misión única y prioritaria del sistema educativo es integrar a ese individuo en dicha espiral, para conseguir el objetivo de la mejora continua en el conocimiento y bienestar de la sociedad global.

Bien, pero el problema es que estamos en España, y aquí el sistema educativo no está diseñado para educar, e integrar, sino que está diseñado para adiestrar según el partido político dominante. El problema es que hay individuos más difíciles de adistrar, individuos cuyo rol final en la sociedad puede ser muy importante, pero que el adiestramiento hacia el que quieren que vaya el partido dominante, pues no les sirve. Y que hace el sistema de adiestramiento español, pues eliminarlos.

En la inquisición, a las mujeres que no se dejaban adiestrar se las llamaba brujas, y a los hombres herejes, y se les expulsaba, o excomulgaba. Y exactamente igual pasa en el sistema de adiestramiento español, si un niño tiene TDAH, o Asperger se le declara hereje del sistema educativo y se le expulsa. Con el agravante de la humillación pública, como hacía la inquisición.

Primero se le obliga al niño y a toda la familia a ir al colegio, un sistema llamado ESO, que quiere decir Enseñanza Obligatoria, y una vez obligado a ir, luego se le ridiculiza, se le desprecia, se le castiga y finalmente se le expulsa, con la humillación total hacia el niño con TDAH, o asperger, y toda su familia.

Si en la inquisición había cifras de excomuniones, en el sistema educativo español, también hay cifras terriblemente aterradoras del trato que se da a un niño TDAH o asperger, podríamos decir que el 100 % son humillados, o expulsado del colegio donde ha sido obligado a ir.

El sistema que debería de ser educativo , es realmente un sistema de adiestramiento exacto al que usamos con los animales, el sistema que debería de ser de integrador en la sociedad, es realmente un sistema de expulsión de la sociedad del niño con TDAH, ya que el no permitirle acabar la ESO, le cierra absolutamente todas las puertas posteriores, el sistema que debía ser conciliador y unificador, es realmente de humillación total hacia el TDAH y todo su entorno.

Así que la gran pregunta es si hay alguna diferencia entre el gran inquisidor Torquemada que imponía al individuo cumplir unas reglas religiosas, y el maestro de instituto que impone unos conocimientos de adiestramiento relacionados con la ideología política o pueblerino de la comunidad autónoma pertinente con su regimen particular de adistramiento.

El objetivo de Torquemada era que todo individuo de la comunidad tuviera un malo, muy malo conocido, llamese demonio, o infierno, para ellos ser los grandes salvadores, pero que al final simplemente era para que todos vivieramos bajo su control. Y el objetivo del sistema educativo español, o de las comunidades autónomas, es exactamente igual, crear a alguien muy malo, alquien a quien echar la culpa de todo, el PP echa la culpa al PSOE, los catalanes a Madrid, los Vascos a los españoles, y los canários a los gediondos godos, y una vez que con el sistema de adiestramiento impuesto, nos han creado el malo, malísimo, pues ya aparece el cacique de turno, llamese PP, PSOE, iglesia católica, CC, CIU, PNV... que se ofrece como gran salvador de ese problema, y así se garantiza poder seguir controlando, y ellos vivir muy bien... Y si alguien no se deja adiestrar, pues pasa a ser hereje, pasa a ser expulsado...

LO DICHO, ES DURO, DURÍSIMO, SER PADRE DE UN NIÑO CON TDAH Y SUFRIR EL SISTEMA DE ADIESTRAMIENTO ESPAÑOL Y SUS COMUNIDADES AUTÓNOMAS, O REINOS DE TAIFAS, COMO LAS QUERAMOS LLAMAR.

Resurrecion de Jesucristo Jesus sí resucito Piñuelas Circuito Kotarr silos Valdeande magico neurorretroalimentacion

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada