miércoles, 15 de junio de 2011

Si los padres de niños con TDAH, los hermanos normalmente lo son más.

LOS HERMANOS DE NIÑOS CON TDAH

Fuente: mis tdah favoritas.
9 del 6 de 2011

Los hijos siempre desean sentirse únicos y especiales para sus padres. La rivalidad entre hermanos es un hecho natural en cualquier familia, pero se acentúa en aquellas con un niño con TDAH. El niño con TDAH absorbe mucha más atención de sus padres. En estos casos, los padres tienden a sobreprotegerle, descuidando al resto de sus hijos e imponiéndoles a éstos unas obligaciones o cuidados especiales para con su hermano. La mayoría de las veces, los hermanos notan esta diferencia de trato, lo que puede generar en ellos un gran resentimiento. Es más, explicaciones repetitivas, tales como: "tu hermano tiene problemas" ya no convencen lo suficiente como para aliviar  tal rivalidad. Ellos no consideran que el hermano con TDAH sea realmente diferente, sienten que éste recibe un tratamiento especial y también quieren recibirlo. 
El tratamiento para un niño con TDAH, no debe ser individual, porque siempre debe tenerse en cuenta el contexto familiar, considerando a cada uno de los hijos y en donde cada miembro tiene que estar involucrado. 
Sugerencias que pueden prevenir significativamente estas situaciones:
Todos los niños necesitan afecto
Cada uno merece un trato diferente. Ayúdenles a entender que ustedes les tratan de manera diferente y que ellos tienen diferentes privilegios y responsabilidades porque son individuos diferentes.
Eviten calificar o comparar un hijo con el otro. Esto fomenta la competitividad. Obsérvense cómo tratan a cada hijo, para ver si ustedes están contribuyendo a la rivalidad.
Haga que cada hijo se sienta especial e importante. Intente pasar tiempo, aunque sea breve, con cada uno de sus hijos todos los días. Busque la forma de compensar a los hijos sin TDAH y dedique un tiempo de atención individualizado para estar con ellos también; trate de hacer algo que a ellos les guste y que no harían si estuviera su hermano,  Sin embargo, evite comentarios como: "ya que tu hermano no está, hoy nos podemos divertir".
Se ha de prestar especial atención a los hermanos "hiper - responsables", que se preocupan excesivamente del hermano con TDAH, que le enseñan, ayudan, protegen y miman constantemente.  Esto no es bueno para el niño con TDAH, al no tener la oportunidad de desarrollar la autonomía suficientemente para ponerse a prueba a sí mismo, al verse permanentemente protegido. Por otra parte, esta labor, de "educador-cuidador" del hermano, en cierto modo, acentúa el papel de hijo perfecto, (lo que aumenta la diferencia entre ellos),  pero a su vez, le esclaviza y  le obliga a dejar sus emociones de niño a un lado, al comportarse siempre como un pequeño adulto.
Reconozca las habilidades de sus hijos sin TDAH
El niño sin TDAH también necesita de motivación y apoyo. Si se porta bien o saca buenas notas en el colegio, usted puede estimularle con elogios o premios.
Si determinan un sistema de recompensas con el niño con TDAH, traten de extender el programa a los otros hermanos y que reciban las mismas recompensas por el trabajo bien realizado. Aunque  pueden no necesitarlo, sí que causará mejorías en sus conductas.
Motive al niño con TDAH y a sus hermanos a resolver las diferencias entre ellos
Eviten la comparación y la competitividad entre los hermanos y refuércenles positivamente cuando se lleven bien o cuando resuelvan sus propios conflictos.
Si se están peleando por un juguete, usted debe enseñarles a ambos que pelear está mal y que el motivo es secundario. Quíteles el juguete y adviértales que no se les devolverá hasta que se reconcilien.
No tenga en cuenta las conductas impropias de sus edades y evite la intromisión frecuente en sus discusiones, siempre que no haya agresión ni exista peligro.
Eduque a sus hijos en el control de sus emociones: que aprendan a soportar pequeñas frustraciones, se alegren del éxito de los demás y acepten sus incapacidades y dificultades con optimismo.
Sea justo
El niño con TDAH debe aprender que portarse mal tiene sus consecuencias y que los demás tienen derecho a enfadarse. Aunque no es sencillo, no se debe pedir que sean los hermanos los que siempre se adapten al niño con TDAH. No justifique los comportamientos negativos del niño con TDAH, diciendo a sus hermanos que "él es así". Esto generará en ellos celos y resentimiento; además hará que el niño con TDAH crea que todo el mundo está obligado a aguantarle.
Igualmente, no deben esperar que los hermanos sin TDAH sean siempre comprensivos con su hermano. 
Todos los hijos quieren tener una identidad diferente y buscan llamar la atención de sus padres.  Traten de apuntarles a actividades de ocio diferentes.  Mejor que uno sea "el músico" y el otro el "deportista", a que uno sea el "desastre y vago" y otro "el bueno y trabajador".
Implicación de toda la familia
Establezca normas claras y concretas en casa para todos.
Habitúenles a compartir las responsabilidades diarias entre todos los hermanos: en las tareas de la casa, recados, etc. y propicien actividades en las que todos colaboren.
Realicen reuniones familiares para conversar sobre estas situaciones (recompensas, refuerzos, consecuencias, etc.) y sobre el funcionamiento  de la familia como responsabilidad de todos, de manera que la intervención pase a formar parte de una rutina familiar, en vez de ser vista como un tratamiento exclusivo para el hermano con TDAH.
De igual forma, "hagan en familia" juegos en común, excursiones, viajes, tertulias. Eviten juegos y competencias en los que uno de los hijos "gana" y los otros "pierden"; más bien, enfaticen actividades en las que TODOS GANAN si cooperan unos con otros.
Fomenten un clima familiar en el que predomine el cariño y la confianza. Compartan con los hijos todos los acontecimientos, haciéndoles partícipes de proyectos comunes, ilusiones y valores de la propia familia.
Enséñenles modales concretos: Pedir por favor, dar las gracias…
Traten con afecto y atención frecuentes  a todos sus hijos, para que perciban que son queridos y estimulen la expresión sincera de sentimientos y emociones.

casas rurales caleruega caleruega noticias web life insurance insurance liability radiadores vecindario DESR casa rural benarum neurolinguistica tdah revisiones tdah en el aula

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada